miércoles, 21 de marzo de 2018

La mejor manera de volar es quererlo.

A Titú le encantan los aviones. Uno de sus sueños más íntimo es ser aviador, pero uno de la Segunda guerra Mundial como su abuelo Jojo.

De momento, sólo vuela en sus sueños, pero está pensando en fabricar una nave que despegue pronto y lo lleve muy alto, más allá de las nubes que tanto le gustan.

También le gustan las flores, pero eso es otra historia.